Por violar la cuarentena con un karaoke deberá apoyar proyectos juveniles.

Hugo Javier y su asesor deberán pagar G. 10.000.000 cada uno.

La jueza Carmen Román favoreció al gobernador Hugo Javier González y a su asesor Miguel Robles con una salida procesal en la causa que los involucra sobre violación de cuarentena y ordenó para cada uno el pago de una multa de G. 10.000.000.

Recordemos que feroz polémica se armó porque dentro de la sede de la Gobernación Central armaron una farra con karaoke y bocaditos en plena cuarentena, a la que asistieron al menos 13 personas, entre ellas Hugo Javier, por lo que fue imputado y hasta cumplió con prisión domiciliaria.

En su momento había dicho que fue una pequeña celebración del cumpleaños de un funcionario y pidió perdón a la ciudadanía. “Pido disculpas y prometo trabajar tres veces más”, dijo.

Carmen Román indicó que el gobernador y su asesor donaron G. 5.000.000 cada uno al Hospital General de Luque y al Instituto Nacional del Cáncer y otros G. 10.000.000 a instituciones educativos.

Además, comprometió al “Número 2” a acompañar proyectos impulsados por el Juzgado de la Niñez y la Adolescencia a favor de jóvenes, creando huertas domiciliarias.

Finamente el gobernador y su asesor fueron sobreseídos por lo que no tendrán antecedentes judiciales.