• Según la cartera educativa, las clases presenciales no tendrán ningún riesgo para los niños porque se prevé contar con insumos en todas las instituciones y se corregirán los errores del año anterior.
Debido al anuncio del Ministerio de Educación y Ciencias (MEC) del regreso a clases el 2 de marzo de 2021, que pretende arrancar en forma híbrida (presencial y virtual), padres y docentes están en un constante debate sobre si los chicos deberían volver a las aulas. Esperan garantías para contar con todos los insumos sanitarios necesarios para evitar el contagio masivo y, por otro lado, si se dan las clases virtuales se debe facilitar el acceso a internet para aquellos estudiantes y escuelas que no cuentan con los recursos económicos.

El viceministro de Educación, Robert Cano, indicó en nota a ÚH que desde el MEC van a corregir los errores que se tuvieron en el 2020 respecto a los problemas que generó la educación virtual. Muchos alumnos no asistieron a clases por falta de recursos y conectividad para realizar las actividades escolares.

“En zonas rurales estamos realizando un estudio donde estamos viendo que en un número muy importante de distritos, no hay casos activos de Covid, no hay circulación comunitaria del virus, entonces nuestro llamado para el 2021 es a los padres a quienes les golpeó la parte económica y que además se encontraban con problemas de señal en los celulares y cuyos hijos podrían asistir a clases presenciales”, refirió el viceministro.

INSUMOS SANITARIOS. “Pierdan cuidado, el Ministerio garantiza los insumos de bioseguridad para escuelas y colegios en el 2021, van a estar disponibles todos los insumos sanitarios para las clases presenciales”, comprometió Robert Cano.

Por otro lado, señaló que entre marzo y abril se conocerán los números de la deserción del sistema escolar en el 2020 y será anunciado por la cartera. “Nuestra encuesta realizada el 10 de mayo del año anterior revela que el 87% de los estudiantes estaban accediendo a las clases virtuales y el 10% estudiaba con material físico”, detalló.

Unos días después, en junio, Unicef realizó una encuesta nuevamente que señalaba que el 90% de los hogares tenían clases a través de internet, ya sea online o por WhatsApp o correo electrónico o el medio utilizado por la institución.

“Si la familia tiene temores, no envíen a sus hijos a las clases presenciales, eso se respeta porque es la decisión de cada familiar y no voy a poder presionar a los padres si tienen algún tipo de reserva; ahora bien, así como hay gente que no quiere, hay familias que sí también. A los padres que tienen la predisposición de enviar a sus hijos, tengan por seguridad que la escuela va a ser un lugar seguro”, afirmó.

CLASES VIRTUALES. Asimismo, Cano en respuesta a los reclamos de los padres de que en el 2020 muchos jóvenes perdieron el año lectivo por falta de recursos, insistió en que este año se corregirán los numerosos errores que se tuvieron en las clases virtuales anteriormente. “La plataforma del Ministerio de Educación y Ciencias está desde marzo del 2020 y es gratuita, esto funciona en el teléfono y es gratuita para todos. La interacción entre estudiantes y docentes se hace de otra forma; lo pueden hacer vía WhatsApp o correo electrónico, pero los materiales a docentes o estudiantes se subirán a la plataforma a través de los celulares porque este es un país que tiene apenas un 25% de acceso de banda ancha a los hogares, el 75% de personas no tienen computadoras en sus hogares. El Ministerio no puede proveer de banda ancha a cada hogar paraguayo, tampoco le puede dar una computadora a todos, por eso utilizamos este recurso”, dijo.