• Mediante un operativo coordinado entre la Senad y el Ministerio Público, se realizó tres allanamientos en simultáneo en zonas boscosas en la localidad de Maracaná, departamento de Canindeyú. En total se incautaron más de 41 toneladas de marihuana y no hubo detenidos.

De acuerdo al informe de la Senad, los agentes antidrogas ingresaron, como primer punto, a un campamento narco, ubicado en una zona boscosa. La comitiva detectó 8.993 Kilos de marihuana picada y 500 Kilos de la droga prensada. Además, hallaron prensas de hierro, guillotinas y otros elementos para procesar el cannabis.

Por otro lado, la segunda intervención también se realizó en una zona boscosa. Los intervinientes encontraron bajo carpas 29.600 Kilos de marihuana picada y 1.750 kilos de la hierba prensada.

Por último, el tercer allanamiento se realizó en una vivienda rural. Los antidrogas incautaron de 620 kilos de marihuana picada.

En total, las tres intervenciones simultáneas sumadas dan 41. 463 kilos de marihuana lista, que representa un lucro cesante a las estructuras del narcotráfico de aproximadamente 1.200.000 dólares.

Según datos recabados, los responsables habrían sido alertados por “campanas” que notaron el ingreso del contingente operativo a la zona. No obstante, se tiene identificada a la estructura en cuestión y las tareas investigativas seguirán en esa línea.